Que es el Oriente de las Perlas ?

Cuando el Oriente de las Perlas es visible, el vendedor de una importante joyería de la ciudad, siempre se siente feliz de mostrar a sus clientes un buen collar de perlas en las que se aprecie esta importante característica.

Pero, que es, realmente, el Oriente de las Perlas ?

Cuando el nácar está bien formado y es lo suficientemente grueso, exponga la perla a la luz y hágala rodar entre sus dedos. Entonces observará un juego de colores a lo ancho de la superficie de la perla. Ese juego de colores es el Oriente.

Esta cualidad excepcional solo está presente si las capas de nácar son lo suficientemente gruesas como para causar un efecto prismático, (la luz blanca se divide en todo el espectro de color del arco iris), a medida que la luz viaja a través de estas capas.

Si posee unas perlas redondas que muestran esta iridiscencia, puede estar segura que sus perlas tienen un alto precio y que son muy buscadas y apreciadas por los expertos. Hoy en día es bastante raro encontrar perlas cultivadas que poseen esta característica sublime, pero se puede encontrar, con frecuencia, entre las formas irregulares de las perlas barrocas, añadiéndoles mas  belleza, si cabe.

Para que se produzca la iridiscencia, cada capa de nácar necesita estar bien cristalizada y alineada, y, lo que es más importante, el nácar debe ser grueso. Esta es la razón por la que este interesante fenómeno se puede ver con frecuencia en perlas naturales de calidad -que son todo nácar- y también en collares de perlas cultivadas japonesas, que tienen capas de nácar más gruesas que las perlas que normalmente se producen hoy en día.

Antes mencionábamos las perlas barrocas como ejemplo de belleza de esta curiosa característica que es la iridiscencia. Las formas irregulares de las perlas barrocas causan depresiones en las cuales el nácar se deposita en recovecos profundos, al igual que en perlas con periodos de cultivo largos, como son las perlas de los mares del sur, conocidas como australianas, perlas americanas cultivadas en agua dulce y en las perlas de alta calidad procedentes de China, que son todo nácar.

Color, Oriente y Tono.

Véase este bello lote de Perlas Mexicanas o del Mar de Cortés.

Lustre y Oriente de las Perlas.

Tanto el Lustre como la iridiscencia son factores importantes, no solo porque afectan a la belleza de la Perla, pero, como debemos insistir, porque son un claro indicador del espesor y de la alta calidad del nácar.

Como ya hemos dicho en numerosas ocasiones anteriormente, ya se trate de perlas cultivadas o naturales, el grosor del nácar y su calidad, son los dos factores que dan a una Perla su belleza tan única y exclusiva. Cuanto mas grueso sea el nácar y cuanto mejor sea su calidad, mas lustrosa e iridiscente, por lo tanto, mas belleza atesorará la Perla.


Home iperlas.com          cultivo de perlas