La Cosecha de Perlas es el Momento de
Ver los Resultados.

Llegó el momento de la cosecha de Perlas a la granja. El momento en que el perlicultor vé los resultados del gran esfuerzo hecho y de la fuerte inversión realizada. La recolección suele realizarse durante los meses de invierno, que es cuando las aguas están más frías, por lo que las finas capas de Nácar producidas entonces, tienen mejor lustre.

El momento de recolección varía
según el tipo de ostra.

En el cultivo de Perlas, el tiempo de cría puede variar de 6 meses a siete años. Tanto las Akoya Japonesas y Chinas, como las Tahitianas, tienen un período de crecimiento de hasta 24 meses. Las Australianas, de hasta 30 meses y las Perlas de agua dulce, de hasta 7 años.

A diferentes ostras,
distintos métodos de cosecha.

Puesto que las ostras Akoya mueren durante la recolección, esta se hace con menos cuidados. Simplemente, se procede a sacar la ó las Perlas que contiene la ostra. La carne de la ostra se aprovecha para alimentación animal.

En cuanto a las ostras que producen las Perlas Australianas y Tahitianas, el proceso de recolección es muy similar al de nucleización. Se hace una pequeña incisión en la gónada y cuidadosamente se retira la Perla cultivada. Si la Perla obtenida es de buena calidad y la ostra tiene buena salud, el operario procede a injertar otra esfera ó nucleo. Cierra la herida y devuelve la ostra al mar para producir otra Perla. El proceso se repite.

En los moluscos de agua dulce, generalmente, estos son sacrificados cuando se retira la Perla, ó, simplemente, son devueltos al mar.

Después de la Cosecha de Perlas.

Una vez finalizada la recolección, se procede a la limpieza de las Perlas y a su pulido. A renglón seguido, se las clasifica según su calidad y tamaño y se catalogan. Solo en ese momento, el perlicultor sabe la cantidad y calidad de las Perlas obtenidas en la cosecha. La relación entre las Perlas producidas y las ostras injertadas, le dará al perlicultor una idea clara de los resultados de la campaña.

Proceso y tratamientos
posteriores.

Una vez limpias, pulidas, clasificadas y catalogadas, las Perlas son preparadas para el mercado. Es entonces cuando se las somete a uno ó varios tratamientos ó procesos. Estos pueden variar según el tipo de Perla y la granja en cuestión. Las Perlas pueden ser blanquedas, tratadas con calor ó teñidas.

Una vez finalizada la cosecha, podrá ver a continuación los diferentes tratamientos posteriores.


Home iperlas.com          cultivo de perlas